Internet en Cuba es todavía un tema joven

En los últimos años los cubanos pasaron de tener prohibido poseer teléfonos celulares, a hacerlos accesibles a casi todas las clases sociales. Internet se encuentra ahora en todo el país.

Aun así, la conexión todavía es pobre. Se han abierto puntos WIFI en todas partes pero el servicio prestado es caro. Las conexiones son lentas y las tarifas están basadas en el tiempo de conexión.

Aquí es donde Kiwix se vuelve útil.

Solo se necesita una descarga en un punto central de acceso a Internet (escuela, universidad, punto WIFI público o turístico). Los archivos pueden entonces ser transferidos sin conexión de un usuario al otro, bien desde una memoria USB a una computadora, o bien de una computadora a un teléfono.

Todo lo que se necesita es una sola descarga, y las personas pueden luego compartir y distribuir ellas mismas el contenido que necesiten.

Kiwix funciona donde Internet no lo hace

Hay cientos de lugares en el mundo con el mismo problema. La baja conectividad puede estar dada por redes pobres, o que simplemente no existen. Kiwix funciona en barcos, trenes, incluso en prisiones.

Ahora miles de personas pueden acceder a Wikipedia, el Wikcionario o la Biblioteca de Gutenberg, en cualquier momento y a voluntad.